miércoles, 22 de marzo de 2017

Contenedor hecho reciclando cartuchos de escopeta usados

El domingo pasado fui al polígono de tiro y junté algunos cartuchos disparados. Se me ocurrió hacer algunos contenedores útiles para regalar. En ellos se puede poner desde un KIT de costura, pesca, condimentos, en el pequeño pueden ir pastillas purificadoras de agua, Yesca, etc.
Espero les guste.



VIKINGO
La Muerte está tan segura de vencer,
Que nos da toda una vida de ventaja.

jueves, 2 de marzo de 2017

Calentador casero que funciona con alcohol

Adiós a la lata de picadillo! Hice la versión de lujo de mi probadísimo calentador a alcohol. Con él preparé alimentos a 5000 metros de altura y hasta cociné en un disco de arado bajo lluvia. No precisa precalentamiento, consume un dedo de alcohol para hervir un litro y no tiene mecanismo complejos que puedan dañarse. El orificio aliviador es elemental para que no levanté presión. De otro modo el alcohol rebalsa provocando un incendio. Precaución los menores si experimentan que sea en presencia de un adulto responsable. Mi Cólleman queda para salidas en vehículo y con familia.


Básicamente es un tubo dentro de un recipiente metálico. El tubo tiene en el borde inferior tres o cuatro rebajes para que el combustible que se surte por la boca pase fuera del tubo y moje la mecha de lana de vidrio en cinta. Es la que se usa alrededor de los caños de escape. También funciona con lana de vidrio común. Estos materiales no se queman. El otro punto clave es hacer un orificio en el borde superior para que la presión al apoyar la olla, jarro o pava no haga salir el alcohol provocando un incendio.
Les dejo desarmado el que usaba antes que estaba hecho con latas.



VIKINGO
La Muerte está tan segura de vencer,
Que nos da toda una vida de ventaja.

Polvorín,Tinderbox, Tonteldoos

Usado en el siglo 17 este artilugio nos ahorra el paso de carbonizar nuestra tela, pues simplemente funciona parecido a un yesquero. La mecha de algodón se introduce y se quema sólo un extremo, se colocan ambas tapas y ante la ausencia de oxígeno ya queda esa punta carbonizada. Luego si se desea encender una hoguera sólo hay que destapar los extremos, empujar la mecha de Mané que asome el carbón y soltar allí nuestra chispa.
El mío encendió al primer golpe. Hay que sostener la piedra y el tubo con la misma mano y la libre es la que da el golpe. Más abajo les dejo el enlace de Instagram para que puedan ver el vídeo.

Por favor nadie le diga a mi esposa de donde saqué el algodón para la mecha.




El enlace al vídeo por Instagram
https://www.instagram.com/p/BRI__jOhn6j/

También luego busqué un caño de cobre para que sea más liviano y práctico y este es el definitivo.



VIKINGO
La Muerte está tan segura de vencer,
Que nos da toda una vida de ventaja.

sábado, 25 de febrero de 2017

Bolsita Saami de cuero.

Recién termino de coser esta bolsa para guardar ingredientes secos como café, yerba, azúcar, harina, arroz etc. La forma y diseño lo copié de las usadas por el pueblo Saami.
Demás está decir que puede ser usada para otros fines tales como equipo de fuego, botiquín, algún kit especial... En fin... Saben que me gusta el equipo clásico. Espero les guste. El pasador lo hice con asta de vaca.


VIKINGO
La Muerte está tan segura de vencer,
Que nos da toda una vida de ventaja.

miércoles, 22 de febrero de 2017

Encender una vela con acero y piedra

Antes del fósforo, mucho antes que la cerilla de seguridad actual sabemos que era de uso común el eslabón y acero para conseguir una hoguera dejando caer chispas obtenidas al percutir uno con otro sobre material carbonizado tal como madera podrida, hongo yesquero o tejidos naturales. Perooo... en el medio entre un sistema y otro hubo un paso de evolución. Usar astillas impregnadas en azufre para obtener llama prescindiendo del nido. Es el precursor del fósforo y aquí va mi primera experimentación con este sistema


VIKINGO
La Muerte está tan segura de vencer,
Que nos da toda una vida de ventaja.

viernes, 3 de febrero de 2017

Bitácora

Lo siguiente quizá no sea un relato pulido de este último viaje. Solamente son apuntes que me ayudaron a procesar mentalmente todo lo vivido ya que fue demasiado en poco tiempo y de otro modo se me mezclaban los paisajes, colores, olores, nombres y sucesos.

Ruta 40 y 3 de Pe a Pa

2/1/2017
Salimos de San Salvador de Jujuy. Dormimos en Tilcara. Nos dedican una canción

3/1/3017
Llegamos a La Quiaca y Tuvimos que cargar nafta en bidones que Nico consiguió. De La Quiaca a Santa Catalina el ripio de apenas 75km nos dejó fuera de combate. Tuvimos que pasar la noche en una plaza. Nico hizo unos choris y morrones con huevos a las brasas.

4/1/2017
Le quité presión a los neumáticos y la moto va mejor en el sempiterno ripio con serrucho. Sólo pudimos hacer 60 km. Saliendo a las 8:30 y llegando a las 13 a Cusy Cusy. Almorzamos frutas, nos hidratamos y pensábamos andar hasta el atardecer pero el cuadro de la moto de Nico se quebró y Tuvimos que regresar a un caserío llamado Coyahuaima donde soldó y pasamos la noche en un cuarto de la comunidad.

5/1/2017
Hoy llegamos a Susque ( paso de Jama) El camino una belleza. Cargamos nafta y víveres. Seguimos para San Antonio de Los Cobres (Salta) siempre al sur. Pasamos por el puente del tren de las nubes bajo lluvia y llegamos empapados a San Antonio de Los Cobres. Mucho barro.

6/1/2017

Hicimos 40 km al pedo por mala señalización. Retomamos la ruta 40.
A Nico se le cruzó una vicuña mal
Siempre ripio pero está vez nos dejaba andar parejo sin grandes obstáculos. Gracias a la coca mascada que conseguí el mal de altura que nos aquejaba quedó atrás. Trepamos todo el día por caracoles con unos colores hermosos hasta los 4995 mts SNM. Es la Pampa del Abracay. Se nos arrimó un zorro hambriento. Descendemos lentamente bajo lluvia que era aguanieve como granizo fino. Increíblemente nos cruzamos con un ciclista metiendo puro esfuerzo para trepar. Vimos correr liebres maras. Los vados de arroyos se hacen cada vez más peligrosos porque las lluvias aumentaban su caudal. En uno de esos vados Lucas cae con su moto al río.
Superado el problema el descenso fue hermoso. Los colores cambiaron. Todo el valle verde con río y tierra anaranjada. Muchos cáctus. Pudimos andar a 70 por el ripio. Llegamos a Cachi bellísima ciudad muy colonial.

7/1/2017
Salimos de Cachi, camino sinuoso, ripio arenoso. Pasamos rápido por La Quebrada de Las Flechas.
Luego de 130 km llegamos a San Carlos. El primer asfalto.
Huijaaaaa!!!!!. De ahí a Cafayate.Hermosa ciudad. Lavamos las motos, acondicionados comimos unas cebollas y ajíes en vinagre con cerveza. Camping Municipal. Noche de tamales, empanadas y locro.

8/1/2017

Apenas a unos kmts entramos a Tucumán. Visitamos Las Ruinas de Quilmes.
De ahí rápidamente a Catamarca
Nos perdimos en el ripio y vadeamos un correntoso río. Regresamos atrás a cargar nafta y almorzamos empanadas. 40 grados a la sombra.
Rectas interminables.
Antes de Belén Lucasse duerme en una curva y despistó. Exactamente 76km antes de Belén.
Allí descansamos hasta las 17 esperando que el calor amaine.
Luego de Belén más rectas y desierto por kilómetros y kilómetros.
Llegamos a Chilecito de noche.
Nos entrevistan para una radio, acampamos, comemos y dormidos muy poco por la música y los mosquitos.

9/1/2017
Al amanecer salimos de Chilecito, trepamos La Cuesta de Miranda he hicimos sólo 100 km a Unión. Acsmpamos por la mañana y siendo el mediodía salimos sin equipaje rumbo al Cañón de Talampaya. Contratamos excursión para las 14:15 y Lucas duerme mientras esperamos.

10/1/2017
Lluvia nocturna
Valle de Guandacol, 100 km de badenes hasta Cuesta de Huaco.
Otro sin fin de rectas que se pierden en el horizonte.
Llegamos a San Juan y visitamos a la familia de Nico.
Me dan el gusto los muchachos de acompañarme a conocer la casa natal de Sarmiento, primer Monumento Histórico Nacional.
Demasiado calor, Seguimos por el desierto hasta Mendoza donde se puso más fresco. Acampamos en Tunuyán y dormimos muy bien.

11/1/2017
Salimos rumbo a San Rafael y recorrimos El Cañón del Atuel al revés. Entrando por el Nihuil. Descansamos a la vera del rio y encaramos para Malargüe. Antes de llegar nos desviamos a Las Leñas visitando la laguna de la niña Encantada.

12/1/2017
De Malargüe a Barrancas(Neuquén) por 200 km de ripio horrible.
De Barrancas a Chosmalal, de ahí a Las Lajas, luego Zapala donde los perros caminan a 45 grados de inclinación. Seguimos de noche hasta Junín de los Andes. 800 km totales con vientos que sólo nos dejaban engranar segunda marcha en las cuestas y las ráfagas nos tiraban a la mano contraria y nos volvía a cachetear para la banquina.
Mucho frío. Nos pusimos toda la ropa. Comimos y dormimos tirados en una estación de servicio entre retamas .

Viernes 13!!!!
De Junín de los Andes a San Martín de los Andes sólo 50 km y hoy descanso. Chivito al escabeche sobre el lago Lakar, cervecitas y esta noche hacemos carne.

Sábado 14
Camino de Los Siete Lagos, Villa La Angostura, Lomito en la terminal de San Carlos de Bariloche, Circuito Chico, Cerveza en La Berlina de Colonia Suiza con Juanchy, asado en los Coihues sobre el Lago Gutiérrez

Domingo 15
Desayunamos y pasamos por la entrada a Cerro Tronador, El Bolsón, Lago Puelo.
Almuerzo en Epuyen. Aparece Tula
Entramos por Cholila y acampamos sobre el Lago Rivadavia en Parque Nacional Los Alerces. Ahí probamos el escabeche de piñón.

Lunes 16
Trévelin
Conocemos al Ruso de Los Choiques, Juan Bonthuis.
Vamos al Molino por ripio, de allí a Esquel a ver a La Trochita y hacer tiempo hasta las 16 para comprar cubierta de la moto de Lucas y cambiarla. Ya está deformada.
Salimos de Esquel y el viento y el frío arrecian hasta Gobernador Costa. Llegamos muy tarde.

Martes 17
A las 7 arrancamos
Un tramo de buen viento, 20 km de ripio, en un momento largo viento lateral y arena sin visibilidad. Máquinas viales trabajando peligrosamente cerca de nuestro paso. Bajamos a cuarta marcha a unos 80 km/ h. Llegamos a Río Mayo y se avería la moto de Lucas.
( Tensor de cadena de distribución)
Una vez solucionado seguimos muchas veces a 60 hasta Perito Moreno. De allí a Bajo Caracoles. 30 km antes vuelvo a cortar cable de embrague.Hubo que quitar tanque y cachas y perdimos una hora. Caímos a Bajo Caracoles a las 19:30. Ya hacía frío y nos tiramos 230 km más a Gobernador Gregores. El frío corta hasta los huesos.Llegamos de noche.

Miércoles 18
Salimos rumbo a Calafate con viento y nublado. De a poco aclaró el cielo
Y entre Gregores Tres Lagos hay 180km de los cuales 72 son del peor ripio. Casi caigo dos veces.
Entramos a Calafate, Hermoso Lago y como la entrada al Glaciar cierra a las 19 seguimos sin repostar trepando un camino sinuoso ascendente y precioso. Allí nos espera majestuoso el Glaciar P. Moreno. De oyen los rompimientos.
Nos reencontrarnos con los mismos Brasileros que vimos caer en cascada en una estación de servicio en Perito Moreno kilómetros atrás.
Regresamos a Calafate, llegué con tanque vacío.
Cenamos y descansamos. A las 22 aún desde día en estas latitudes.

Jueves 19
Salimos de Calafate. Por fin viento a favor. Paramos en La Esperanza y completamos tanque desde nuestros bidones. De ahí hasta Río Gallegos lluvia. Dimos bastantes vueltas averiguando cómo seguir. Finalmente partimos al paso fronterizo Monte Aymont. Trámites aduaneros y a seguir por Chile hasta la balsa que cruza El Estrecho de Magallanes. Seguimos hasta Cerro Sombrero ( Pueblo Fantasma) con lluvia. Cenamos y dormimos ahí.

Viernes 20
Amaneció soleado. Tardamos en despertar y salir luego de opíparo desayuno.
160 km hasta el paso fronterizo San Sebastián que incluye algo más de 50 km de ripio pasando antes por Onaikin.
Cargamos nafta y seguimos de San Sebastián a Río Grande. Corté embrague por tercera vez.
El mar es turquesa. Se ve precioso.
Luego de Río Grande se ven bosques achaparrados que van aumentando de tamaño conforme avanzamos.
El contraste de colores de la grava color desierto, el verde de los árboles ( bosque nativo de lengas) con sus maderas grises y añejas, las barbas de viejo matizando, el azul del cielo y los arroyos conforman una pintura.
Nos detenemos en Tolhuin a tomar un café.
Falta poco para el fin del mundo o su comienzo.
Los lagos y la ruta vivoreando en las alturas. Ushuaia aparece de pronto. Hermosa.
Ante nosotros el Canal de Beagle con sus barcos y veleros.
Buscamos donde comprar aceite para nuestras máquinas de felicidad y cables de embrague y terminales que ya no volverían a romperse.
Nos instalamos en un perfecto Hostal (Mi Vida), un verdadero lujo con vista a un arroyo.
Salimos a Cenar y festejar el haber concretado un viaje perfecto desde La Quiaca a Ushuaia.

Sábado 21
Amaneció lloviendo y aprovechamos a soldar mi portaequipajes y cambiar aceite a nuestros motores.
Visitamos Bahía La Patahia donde finaliza la ruta 3. Obviamente ripio suave dentro del Parque Nacional Tierra del Fuego.
Tenemos la suerte de coincidir con la llegada del tren del fin del mundo otrora usado por los presos para labores pesaadas de acarreo de leña y hoy parte del circuito turístico.
Vamos a Ensenada donde también está el correo del fin del mundo.
Finalmente volvemos al centro a tomar un café antes de visitar El Presidio que ahora es museo.

Domingo 22
Día de emprender el regreso.
Más de 3000 km nos separan de nuestros hogares. Planeamos concretarlo en 4 días en etapas de 800 km diarios.
Desandamos Tierra del Fuego hasta Ushuaia y hacemos Noche en Piedrabuena. La entrada a esa ciudad por la noche es majestuosa. Casi irreal. Nos reciben estatuas iluminadas y banderas como esperándonos. Cenamos y dormimos detrás de una estación de servicio.

Lunes 23
Desayuno, ajustar cadenas y seguir.
Repostamos en Puerto San Julián, en Caleta Olivia, en Comodoro Rivadavia y 160 kmts antes de Trelew veo una víbora en la ruta.
La esquivo
Nico que iba adelante se detiene
Viste la víbora??!
Me parece que era mi cadena de transmisión secundaria me dice.
Corro a rescatarla antes que la puse un camión y la tuerza.
Teníamos sólo un eslabón de unión de repuesto. Habíamos regalado otro a unos colombianos en Chile sobre el Estrecho de Magallanes.
A 20 km de ahí aguantamos la lluvia en una estación de servicio. Los neumáticos están gastados para arriesgarse.
Cuando amainó 14 kmts adelante cenamos en un parador albóndigas con puré, vino tinto y luego un Fernet bajo cielo estrellado hasta dormir.

Martes 24
Salimos temprano pero el cansancio nos hizo parar bastante. Gastamos tiempo en Trelew buscando un eslabón de unión más de repuesto por las dudas y enteramos a Puerto Madryn a ver un poco el océano y la playa.
Ajustamos cadenas y seguimos hasta las 22.
Última noche del viaje en Villa Longa en un lindo monte de eucalipto junto a una YPF donde pudimos bañarnos.

Miércoles 25
El viento está piadoso. Metemos 120 km/h casi todo el tiempo
Último almuerzo en Las Flores
Despedida y cada uno a su casa
En mis últimos 40km mi moto falló un par de veces como refunfuñando porque el viaje terminaba.

Si desean ver algunas fotos piquen el enlace siguiente:
De La Quiaca a Ushuaia en moto. La 40 y La 3 de Pé a Pá!


La Muerte está tan segura de vencer,
Que nos da toda una vida de ventaja.